sábado, 29 de marzo de 2008

"Flores de un Cactus" - Introducción




He estado escribiendo algunos poemitas sueltos, bueno, siempre hago la aclaración que no sé de técnicas de escritura, sólo escribo para expresar algo que el corazón a veces retiene aprisionado y no encuentra otra forma de expresión, y escribir…lo alivia.

Cuando ya llevaba algunos poemas escritos, un hermano y amigo de Cuentos Teocráticos.Net, tuvo la idea de compaginarlos en un libro, pero hacía falta un título e introducción.

La verdad, no se me había ocurrido escribir un libro…¡ni siquiera poemas sueltos! Así es que todo era nuevo y tenía que pensar en algo apropiado, algo que más o menos reflejara el contenido…del libro y de quien escribe.
Para entonces acababa de salir de un momento muy duro a nivel salud, había estado mucho tiempo internada con muy mal pronóstico. En medio de esas circunstancias nace:


FLORES DE UN CACTUS


Introducción


¿Por qué “Flores de un Cactus”? Sí, tal vez no suene un título muy convencional para un libro de poemas y algo de prosa, pero encaja bien en las circunstancias de quien tímidamente lo escribe en medio de años sobrellevando agudas espinas en la carne.Se ha asemejado esta recta final de los últimos días del sistema en que vivimos a lo que fue la experiencia de los israelitas en el desierto, poco antes de entrar a la Tierra Prometida.

Al igual que ellos, el desierto final que recorremos es demasiado árido y puede que a veces sintamos el cansancio y se nos haga muy duro el camino. Pero así como en aquél tiempo era Jehová quien iba delante de ellos y ninguna de las buenas palabras que Él les habló falló, así también Jehová está señalándonos el camino por donde andar y nos refresca con abundantes aguas de verdad que sostienen y sustentan y hasta nos permiten clamar con gozo de corazón, a pesar del austero tiempo en que vivimos.

Cada uno sobrelleva sus propias espinas, abundan situaciones que suponen un desafío para seguir sirviendo con ánimo en nuestro cristiano andar. Pero nunca estamos solos. Jehová suple nuestras carencias con el poder que es más allá de lo normal para que podamos salir airosos de cada batalla.

Las palabras de este libro nacen del deseo de no dejar de soñar, de mantener firme la esperanza como ancla del alma, y tratar de florecer en un verso en medio de la adversidad.Permite que de tus espinas crezcan flores y escucha el poema mudo de las que nacen del cactus, que recitan:



“NO DEJES DE FLORECER EN LA ADVERSIDAD”




Dáleth





2 comentarios:

Sylvia dijo...

Hola Nancy:

Me gustan mucho tus poemas y la forma como te expresas. En el tiempo en que vivimos todos tenemos espinas pero al igual que el Cactus hay que ver el lado positivo. Cuando esas espinas producen buenos resultados es equivalente a flores hermosas que nos producen mucho gozo y sobre todo paz espiritual. Cuando yo escribo algún poema es como si sacara de adentro algo que llevo encerrado y que necesito liberar. Por favor, sigue escribiendo. Sylvia

xannax dijo...

Querida Nancy, te quiero profundamente, el hecho que a veces no me contacte contigo no significa que te olvide, te quiero y respeto por tu fuerza y tu amor a Jehová, bendita sea tu fe maravillosa, cuánto pero cuánto tengo que aprender de vos querida hermana y amiga, te quiero y siempre, siempre te recuerdo y oro por vos. Any (Season)